INSTITUTO DOMINICANO DE GENEALOGÍA, INC.

Cápsulas Genealógicas

en

  Leclerc y Paulina Bonaparte de José Alloza Villagrasa

SECCIÓN SABATINA DEL DIARIO Hoy

SÁBADO, 27 DE MARZO DEL 2010

|<< INICIO<< AUTOR< ANTERIORCALENDARIOPOSTERIOR >AUTOR >>INDICE >>|

 

PIERRE, TRONCO DE LOS bERGéS (1 de 3)

Preparado por Edwin Rafael Espinal Hernández

 

Es tradición en la familia Bergés que su ascendiente Pierre Bergés, médico, nacido hacia 1776-1778, arribó a la isla como parte de los expedicionarios de la flota que Napoleón Bonaparte envió al mando de su cuñado Víctor Manuel Leclerc para someter la colonia de Saint Domingue, en la que los negros esclavos se habían sublevado en 1791, así como para tomar posesión de la parte Este de su territorio, cedido por España a Francia en 1795 en virtud del Tratado de Basilea y que había sido ocupada en nombre del país galo en 1801 por Toussaint Louverture. 

Presuntamente, Bergés conoció en el barco en que venía a quien sería su futura esposa, una condesa o una dama de compañía de Josefina, la esposa de Napoleón Bonaparte. Otra versión indica que la señora de quien era acompañante era de Paulina Bonaparte, esposa de Víctor Leclerc, y que viuda, se embarcó junto a sus hijos, llegando al hoy Haití, para posteriormente establecerse en el Santo Domingo español. Una tercera versión plantea que la citada viuda fue la única que cruzó la frontera de las colonias francesa y española junto a sus hijos y que conoció a su segundo esposo en territorio colonial español durante la dominación haitiana, y que casaría con él probablemente hacia 1833. Una cuarta versión plantea que el primer esposo de aquella señora fue uno de los soldados llegados en la flota, que murió en Haití de tifoidea, que pasó a la parte Este de la isla o que retornó a Francia para regresar a la isla entre 1819 y 1822, ya casado, con sus cuatro hijos y su esposa. Una quinta versión precisa que Bergés era médico de Paulina Bonaparte, que se radicó en Santiago el 3 de febrero de 1802, asentándose temporalmente en Samaná, para luego retornar a Santiago, y que su matrimonio acaeció en Puerto Plata dentro del lapso comprendido entre 1822 y 1833. Una sexta versión sugiere que Bergés, al arribar al barco en que venía, fue requerido para que prestara auxilios a su futura consorte, siendo “heridos por la flecha del travieso Cupido”.  El romántico encuentro en aguas del Atlántico se enfrenta a estas narraciones y se debate pues entre la realidad y la duda.

En este rompecabezas de datos, algunas piezas no encajan con la realidad histórica. La primera es el origen noble o cortesano de Margarita Lajeneusse, que así se llamaba esta señora, el cual descartamos de plano. Por su rango social, es impensable que casara con un zapatero, profesión que declaró ejercer su primer esposo, Luis Fondeur, al momento de declarar el nacimiento de su hijo Achille o Michel Louis. La segunda es su apellido; se ha dicho que ella respondía también al nombre de Margarita De La Juvenile, pero que ni Lajeneusse  ni De La Juvenile eran patronímicos, sino sobrenombres Marguerite la jeunesse, Marguerite la juvenile o el apelativo del título de condesa de Margarita…(condesa de la Jeneusse).

|<< INICIO<< AUTOR< ANTERIORCALENDARIOPOSTERIOR >AUTOR >>INDICE >>|