INSTITUTO DOMINICANO DE GENEALOGÍA, INC.

Cápsulas Genealógicas

 

SECCIÓN SABATINA DEL DIARIO Hoy

SÁBADO, 14 DE NOVIEMBRE DEL 2015

|<< INICIO<< AUTOR< ANTERIORCALENDARIOPOSTERIOR >AUTOR >>INDICE >>|

 

TRATAMIENTOS EN SAN CRISTÓBAL DE LOS INGENIOS

Preparado por Leonardo Díaz Jáquez

 

En la época colonial se utilizaba el tratamiento de don y doña para los casos de personas de filiación noble o perteneciente al patriciado criollo, a manera de una distinción social, mientras que el tratamiento de señor y señora, exclusivo inicialmente de los nobles, se generalizó en el siglo XVIII entre sectores burgueses y profesiones liberales. Aparecieron entonces las combinaciones de señor don y de señora doña para las personas nobles y patricias (Lic. Raymundo González). En San Cristóbal de los ingenios encontramos estos tratamientos para los dueños de ingenios y estancias. Con la llegada de los franceses de la colonia de Saint Domingue a esta población y su entorno, y con más frecuencia después de la ocupación haitiana, estos términos se usaban en francés, con sus variantes, a los que hay que agregar el de “ciudadano”. Las funciones públicas también se usaban para identificar a los individuos, pudiéndose, en uno que otro caso, darle seguimiento a la carrera militar de algún personaje.

Por asunto de espacio no pondremos ejemplos de los dueños de ingenios, hacienda y esclavos, pero todos tenían el tratamiento de don y doña. El tratamiento de ciudadano aparece por primera vez en el acta de bautismo en la ermita de San Cristóbal del 8 de julio de 1823 de Manuel, nacido el 19 de mayo de 1823, hijo natural de Tomasina Palmeda, habiendo sido sus padrinos el ciudadano Pedro Parreño y Ana de Lara (libro 4, folio 67, acta 501). Madame está consignado por primera vez en el acta de bautismo del 1 de febrero de 1815 de Esteban, nacido el 26 de diciembre de 1814, hijo natural de Francisca Gotiet, esclava de madame Gotiet, siendo padrinos Pedro y Micaela Sabala (libro 1 y 2, folio 214, acta s/n). En el acta de bautismo en la misma iglesia del 22 de mayo de 1825 de María Estebanía, hija natural de María Josefa Sans, figuran como padrinos monsiur [sic] Chevaliér y madmoisél [sic] María Francisca Dilíl (libro 5, folio 13, acta 87).

Con respecto a los cargos públicos, es notorio el caso José Asención Pereyra, suplente de juez de paz, y su esposa Victoria Santana, quienes son padrinos de una cantidad apreciable de párvulos; a éste se le designa como “el suplente de juez de paz”; en unas se agregaba su apellido y en otras no. Otro tanto ocurrió con Claudio Montás, juez de paz, como podemos ver en el acta de bautismo en la iglesia de San Cristóbal del 2 de diciembre de 1825 de María Calisto, nacida el 14 de octubre de 1825, hija natural de María Dipré, en la que es  padrino con mención de ese cargo junto a  Leonor Chevalier (libro 4, folio 31 y 32, acta 212). No obstante, en la mayoría de los casos se le menciona como el juez Montás.

Heredado de los franceses, los haitianos tenían un Consejo de Notables y suponemos que a sus miembros se le nombrara como notable ciudadano o simplemente notable, como vemos en el acta del bautismo celebrado en la iglesia parroquial de San Cristóbal el 9 de noviembre de 1833 para ungir a José Lassapél, nacido el 27 de septiembre de 1833, hijo natural de María Damiana Nabá, siendo padrino Bernardo Chevallier, “notable ciudadano” (libro 7, folio 94, acta 625). (Lassapél es un apellido en sí mismo o una de las dos variantes como se escribía el apellido Lachapelle, lo que hay que profundizar).

Presentamos de manera particular el caso de José María Cabral de Luna, quien según Larrazábal Blanco nació el 12 de diciembre de 1816 y fue bautizado el 31de enero de 1817 en San Cristóbal (no he podido localizar su  acta de bautismo, pero sí las de sus hermanos). A través de diferentes actas de bautismos de la iglesia parroquial de San Cristóbal se puede dar seguimiento a los diferentes tratamientos con los que Cabral fue dispensado hasta 1851 (sabemos que alcanzó el rango de general y que ocupó la presidencia  de la República). Veamos:

El 27 de marzo de 1837 fue bautizado Gavino, nacido el 13 de febrero de 1837, hijo natural de Lucía Tolentino, habiendo sido sus padrinos José María Cabral y Ana Perdomo (libro 8, folio 68, acta 409).

El 17 de julio de 1839 recibió las aguas bautismales Paulino, nacido el 23 de junio de 1839, hijo natural de Francisca Fragoso, habiendo sido padrinos los ciudadanos José María Cabral y María Portes (libro 9, folio 61, acta 295).

El 17 de diciembre de 1843 fue llevada a la pila bautismal Isabel Reyna, nacida el 12 de noviembre de 1843, hija espuria de Rufina Cabral, habiendo apadrinado el sacramento el capitán José María Cabral y Denníce Loiseau (libro 11, folio 27, acta 210).

El 14 de octubre de 1844 fue ungido con las aguas bautismales Juan Bautista, nacido el 24 de junio de 1844, hijo legítimo de Juan Socorro Ramírez y Benita Cabreras, habiendo sido los padrinos el capitán nacional José María Cabral y Francisca de Sales (libro 11, folio 61, acta 405).

En el libro 11, folio 125, acta 729 se asentó el bautizo de María Cándida, hija natural de Petrona Herrera, nacida el 2 de febrero de 1846 y bautizada el 21 de marzo siguiente. Padrinos: José María Cabral y la señora  Asención Valera.

El 28 de diciembre de 1846 fue llevada a la pila bautismal María del Amparo, nacida el 28 de diciembre de 1846, hija legítima del regidor Genaro de Luna y la señora Julia Cabral. Padrinos: el comandante de caballería José Cabral y la señora Juana de Luna (libro 11, folio 160, acta 764). (¿Será este José Cabral el mismo José María Cabral?).

El 4 de octubre de 1848 recibió las aguas del bautismo Francisco Solano, nacido el 24 de julio de 1848, hijo natural de Feliciana de Peña, habiendo sido sus padrinos el comandante nacional José María Cabral y María Justa (libro 11, folio 251, acta 236).

El 24 de diciembre de 1850 recibió las aguas bautismales José, nacido el 1 de noviembre de 1850, hijo de José Alcántar y Francisca Alcántar. Fueron sus padrinos el coronel José María Cabral y Ana Zapata (libro 12, folios 105-106, acta 1051).

El 23 de agosto de 1851 fue bautizada María Trinidad, nacida el 14 de julio de 1851, hija natural de Dionicia Loiseau; fueron sus padrinos el coronel José María Cabral y Simona Pineda (libro 12, folio 146, acta 1370).

 

|<< INICIO<< AUTOR< ANTERIORCALENDARIOPOSTERIOR >AUTOR >>INDICE >>|